Saltar al contenido

Huawei sigue siendo tratada como si estuviera en la lista negra a pesar de que Trump anunciara que levantaría las sanciones contra dicha compañía en el G20

3 julio, 2019

La semana pasada en la Cumbre del g20 en Japón, el presidente Donald Trump hizo un anuncio y dijo qué las empresas estadounidenses ya podrían comenzar a vender o hacer tratos tecnológicos con la empresa Huawei,  poniéndole fin al Beto que le hizo hace unas semanas al gigante tecnológico chino.

Este anuncio alivio la creciente tensión que se había originado entre Washington y Beijing durante meses atrás, pero este anuncio que hizo el presidente Donald Trump dejó a muchas personas atónitas o con asombro. Esta medida fue rápidamente criticada por los legisladores republicanos en Estados Unidos.

El sábado un tuitero muy importante en YouTube llamado Rubio tuiteo diciendo:  el presidente Donald Trump ha revertido la sanciones contra la empresa Huawei, y ha cometido un error  muy fatal. Porque esto destruiría la credibilidad de la administración de Trump. Ademas dijo que eso de que Huawei representaría una amenaza para la seguridad de Estados Unidos,  en un futuro nadie va a creerle o tomará poco en serio las futuras advertencias.

El subdirector de exportaciones y seguridad de departamento de comercio de Estados Unidos envió un correo electrónico con órdenes explícitas a todo el personal que se cumplirá a partir del día lunes En referencia Huawei, el correo dice indicaciones precisas sobre cómo se deben tratar a las empresas chinas que solicitan productos estadounidenses, según el medio reuters el correo dice qué se debe tratar a Huawei como si estuviera en la lista negra de las empresas que no pueden contratar con Estados Unidos y se debe tener una política de rechazo.

El medio router también dijo que este correo electrónico que envió el jefe de comercio de los Estados Unidos a su personal de cómo debían tratar a Huawei es la única guía o la única acción que ha tomado hasta el momento Estados Unidos sobre el anuncio que hizo Trump en el g20 en Japón.